METALSA, UNA EMPRESA SOCIALMENTE RESPONSABLE

Entrevista con Leopoldo Cedillo Villarreal

Ariel Ruiz Mondragón

METALSA, UNA EMPRESA SOCIALMENTE RESPONSABLE

La compañía Manufacturas Metálicas Monterrey fue constituida en 1956 en Nuevo León, gracias a la visión empresarial de Guillermo Zambrano Gutiérrez. La empresa se dedicó inicialmente a la fabricación de arbotantes para la industria eléctrica; pero casi un lustro después estableció una alianza con la compañía A.O. Smith y se especializó en la fabricación de autopartes, especialmente de chasises.

Pese a su cambio de giro, fue hasta casi 20 años después, en 1980, cuando la empresa cambió su nombre por el que tiene actualmente: Metalsa. Como tal, forma parte del Grupo Proeza, corporación que adquirió su control al cien por ciento en 2007.

En entrevista con Comercio Exterior Bancomext, Leopoldo Cedillo Villarreal, director general de Metalsa, explica que la compañía produce en México componentes estructurales para vehículos ligeros y comerciales, entre los cuales destacan chasises para camionetas, módulos de suspensión, tanques de gasolina y estructuras de carrocería, además de largueros y travesaños para camiones medianos y pesados.

Metalsa ha tenido un gran crecimiento: no solo ha aumentado el número de productos que ofrece, sino que también ha logrado establecer plantas de manufactura y centros de tecnología en 14 países de los cinco continentes.

Aunque su desarrollo ha sido a nivel mundial, Metalsa conserva sus oficinas centrales en nuestro país, además de que en este aún produce 38% de sus ventas globales (de las cuales 20% se queda en México y el resto se exporta a Estados Unidos y Canadá).

En la actualidad, Metalsa genera globalmente más de doce mil empleos, de los cuales cinco mil corresponden a México.

Debido a su volumen de producción, en el continente americano Metalsa ocupa el primer lugar en la manufactura de chasises y el segundo lugar en la producción de camiones.

Recientemente recibió el reconocimiento de Empresa Familiarmente Responsable, y lleva siete años obteniendo el de Empresa Socialmente Responsable. Sobre ello, el director general de la compañía expresa: "En su modelo de sustentabilidad, Metalsa ha reforzado su compromiso por una mejor calidad de vida de sus empleados y sus familias, estableciendo talleres de desarrollo integral, apoyando a los hijos de sus empleados con ayuda escolar y en la búsqueda de empleo, así como actividades de voluntariado que apoyan a concientizar y a hacer mejores personas y ciudadanos".

Cedillo Villarreal añade: "Dado el crecimiento global de Metalsa en los últimos años, ha podido enriquecer su visión de responsabilidad social y sustentabilidad mediante el acercamiento a sus clientes y otras instituciones, con lo que se han podido desarrollar e implementar diferentes iniciativas, entre las cuales destacan el cuidado del medio ambiente con reducción de emisiones, desarrollo de proveedores, reforzamiento del código de conducta y apoyo en la educación de estudiantes en carreras técnicas en las comunidades donde opera".

Metalsa ha tenido un gran crecimiento: además de que ha aumentado el número de productos que ofrece, ha logrado establecer plantas de manufactura y centros de tecnología en 14 países de los cinco continentes

Hacia afuera

La empresa ha diversificado sus mercados cuenta con clientes en Alemania, Argentina, Australia, Brasil, China, Estados Unidos, India, Sudáfrica, Tailandia y Turquía. Provee a compañías como BMW, Chrysler, Daimler, Ford, General Motors, Nissan, Paccar, Toyota, Volvo y Volkswagen, entre otras.
Según Cedillo Villarreal, para la exportación, Metalsa ha obtenido apoyo de organismos como ProMéxico, además de valiosa información que le han proporcionado embajadas y consulados cuando la empresa ha incursionado en nuevos mercados.

En su modelo de sustentabilidad, Metalsa ha reforzado su compromiso por una mejor calidad de vida de sus empleados y sus familias hacia afuera

También ha sido muy importante el respaldo que ha recibido de la banca de desarrollo. En este sentido, el director general de Metalsa menciona que esta compañía cuenta con líneas de crédito comprometidas con el Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext) y Export Development Canada (EDC), además de que desde 2005 cuenta con el apoyo de Nacional Financiera (Nafin) a través del Programa de Cadenas Productivas.

Sin embargo, Cedillo Villarreal encuentra algunos problemas en las labores exportadoras de su empresa, entre los que resalta la documentación y las autorizaciones, a los que considera un reto en los flujos de comercio exterior, además de los altos costos relacionados con el sistema carretero nacional.

Finalmente, se muestra esperanzado con las perspectivas exportadoras de Metalsa, ya que espera que "sigan repuntando conforme mejora la economía internacional".